17/01/2022

Loreto Deportes

Todo sobre el mundo del deporte

ENTREVISTA | “Jugaré hasta donde me dé el cuerpo, pensando en que mi compadre Paolo regrese”

ENTREVISTA

Jefferson Farfán en una entrevista contó cómo es que llevó el momento de su lesión y de aceptar que solo iba a jugar media hora de cada partido.


Si hay un gesto que hoy representa a Alianza Lima, es la sonrisa de Jefferson Farfán. De pronto, las emociones se confunden y el ‘10′ solo quiere abrazar a todos. Hernán Barcos lo carga y lo ofrece al pueblo blanquiazul. Hoy, Jeffry es la alegría popular.

Llegó como la gran figura, pero consciente de que su trabajo iba a estar tanto dentro como fuera del campo. Así, Farfán marcó goles importantes -victorias ante Muni, Vallejo y Binacional- y entregó lo que su físico pudo darle. Gracias a su agencia de prensa, pudimos contactarlo para que responda las preguntas -se le envió el cuestionario que fueron respondidas por audio- y este es el balance del Jefferson campeón.

VER TAMBIÉN

—¿Qué sensaciones de volver a ser campeón con Alianza?

Contento por el objetivo conseguido. Todo esto se consiguió gracias al esfuerzo del grupo, a la unión que hubo en el plantel, al gran trabajo que hubo en el equipo. Hubo muchos factores importantes que nos llevaron a la final y podamos ganarla.

—Esta final Alianza la luchó más que la jugó. Fue más preparado para la ‘guerra’. ¿Para los jugadores habilidosos, de buen pie, el esfuerzo es el doble?

La verdad, sí. A los que nos gusta tener la posesión de balón es un poco complicado, pero hay momentos en los que nos toca guerrear. Esta vez nos tocó luchar el partido y luchamos con la frente en alto y pudimos conseguir el título, que es lo más importante.

—Viste en esa jugada que Castillo te desvía por poco el gol del título. Hubiera sido increíble marcar ahí…

Castillo me sacó la pelota dentro del arco. Suele pasar. Ahora toca esperar pronto para volver a estar jugando con Alianza y disfrutar. Que siga este grupo hermoso que quedó.

—¿Si Alianza no vivía lo del 2020, igual regresabas? ¿O te impulsó más el sentido de reivindicación por lo que pasó el año pasado?

Yo ya tenía en mente volver a Alianza. Ya estaba en mi cabeza, era el momento, quería disfrutar de Alianza y por mi familia. Eran 17 años fuera del país y necesitaba ese calor familiar.

—Se habla de líderes positivos dentro del plantel. ¿Qué tal asumir ese papel junto a otros jugadores como Barcos y Míguez?

Creo que nosotros tratamos de ser líderes en todos los sentidos. Somos los más referentes por ser los mayores. Creo que con nuestra experiencia fuera, ante cada consejo, los chicos lo han tomado de la mejor manera y eso ha hecho que el grupo sea mucho más fuerte y ha sido importante para conseguir el título.

—Se nota que tu relación con Barcos es de una amistad que se ve dentro y fuera del campo. ¿Cómo nació esa unión de líderes?

Desde el primer día hubo ese “flechazo”, como se dice criollamente. Barcos tiene un recorrido importante en el extranjero y teníamos casi los mismos pensamientos dentro del campo y era muy fácil jugar o estar cerca.

—Muchas veces se habla de los egos de las estrellas dentro de los equipos. ¿Cómo se trabajó eso? ¿Cómo lo controlaba Carlos Bustos?

Lo más importante de este grupo es que no había estrellas. Si se han dado cuenta todo el equipo metía, había muchas variantes. Si no estaba un titular, entraba un chico y lo hacía muy bien: Montoya, Gallardo, Valenzuela, titular en las dos finales. Canales, Moyano. Jugadores que han demostrado que han estado a la altura de las circunstancias y eso es importante para un club tan grande como Alianza.

—¿Cómo se siente un jugador de tu jerarquía que tiene que aceptar que va a jugar media hora de juego?

Gracias a Dios, en estos momentos, no ha sido fácil. He tenido que prepararme mentalmente. Nunca en mi carrera he sido suplente. Siempre he jugado, he sido titular. Ahora me ha tocado estar en el banco, apoyar al grupo, darle ánimos. De mi parte dar lo mejor cada vez que entro, aportar al equipo.

—¿Qué motiva a un jugador a hacer la rehabilitación que hiciste? ¿qué te motivaba para regresar? Tu carrera ha sido tan exitosa que, si la lesión te molestaba, nadie te criticaba si decidías no continuar.

Ha sido duro. Lo que se sabe de mi lesión es lo que se sabe por fuera, no lo viven como lo vivo yo. Mentalmente he sido muy fuerte. El entorno familiar es muy importante en mi vida, mis hijos, mi madre, las personas cercanas a mí. Eso me da mucha fuerza para seguir adelante y no derrumbarme.

—La victoria en el clásico o el 3-2 sobre Binacional, dos rivales totalmente distintos ¿Qué partido fue el que te dijo: “estamos para campeonar”?

Yo creo que los dos. Fue un momento especial. El clásico no lo pude jugar, pero el partido con Binacional fue increíble. En el minuto 90 metimos dos goles. Es algo que te da a pensar algo distinto, de que algo va a pasar más adelante.

—En el título del 2003 fuiste totalmente protagonista, incluso con el gol en la final. Hoy tuviste menos presencia, ¿pero lo sientes con mayor relevancia?

Todos los títulos los siento igual, haga gol o no. Era un partido para luchar, había que trabajar el partido. Lo viví de la misma manera en lo que viví hace muchos años.

—¿Cómo ves Alianza cómo club? El equipo femenino campeón y de gran papel en la Libertadores, a su Sub 18 finalista y al primer equipo campeón

Alianza está haciendo las cosas bien, serias. Los encargados han mejorado el club. Se han cometido errores como en todos lados y ahora se están haciendo cosas bien y hay que reconocer. El año pasado las cosas pasaron como pasaron por quizás falta de experiencia, quizás no fue de la mejor manera. Ahora las cosas han ido bien en todos los sentidos, hay que reconocer. Me deja tranquilo, contento y esperemos que el próximo año sea mejor.

—Paolo Guerrero asegura que evaluará ofertas de afuera antes que pensar en Alianza. ¿Esperar hasta el 2023 sería mucho tiempo o lo esperas para retirarse juntos con la Blanquiazul?

Yo haré todo lo posible para disfrutar de lo que me gusta que es el fútbol, hasta donde me dé el cuerpo, las piernas. También pensando en que mi compadre llegue lo más antes posible. Sería el hombre más feliz si llega el próximo año, pero ya esa es una decisión de él. Siento que él todavía quiere estar en el extranjero.

—Aguirre, Farfán y Guerrero…

Sería lo idea, toda la promoción jugando, retirándose junta. Sería un sueño cumplido.

—El Alianza pícaro aún tiene sus representantes. Cornejo, Concha, Mora… aún queda ese estilo en casa. ¿Qué se espera de ellos para el futuro?

Creo que son jugadores muy talentosos. Lo han demostrado en el año, pero pueden dar mucho más. Tienen mucha calidad. Van a adquirir esa experiencia, ese juego con el tiempo. Son jóvenes, pero tienen que meterse en la cabeza que pueden dar mucho más. Su meta es llegar a la selección y eso les puede abrir las puertas para irse al extranjero.

Selección y el mundial

—Cuatro partidos a vida o muerte en las Eliminatorias. ¿Depende de nosotros mismos genera más presión o da tranquilidad?

El grupo está muy bien, ha venido trabajando duro. Es consciente de lo que se juega en los cuatro partidos, van a ser cuatro finales importantes, de vida o muerte. Vamos a ir por todos los puntos posibles.

—En la Liga 1 se juega también con el peso del nombre. En selección es totalmente distinto por eso chicos como Peña, López y el mismo Lora han entrado bien. ¿Qué te genera esa unión de generaciones?

Es una generación importante. Hay jugadores referentes, con experiencia, que han jugado mundial y chicos que están empezando que están yendo por ese camino. tienen todas las posibilidades y la calidad para volver a un mundial y ver la linda experiencia que es estar ahí.

(Con información de El Comercio)

LEER TAMBIÉN

+ Pedro Castillo: Expertos advierten que es inviable su anuncio de dar una oficina a los ronderos en Palacio y “someterse” a su investigación

+ Pedro Castillo: “Si hemos cometido algunos errores, los tenemos que asumir”

+ Pedro Castillo “nunca fue rondero” y en la campaña política trató de engañarnos, afirma confederación de rondas campesinas